Chihuahua, Chih., 17 de febrero  de 2017.- La señora Rosa Nohemí Cataño Jáquez acudió a las Noticias para denunciar que desde hace cinco meses le fue quitada su hija de un año y seis meses de edad por el DIF Estatal, luego de que sufriera una caída en la guardería donde era asistida.

La madre señala que el 19 de agosto del año pasado fue a recoger a su niña a la estancia Mundo Mágico en la Colonia Granjas donde le informaron que se había golpeado en la cabeza, sin embargo la menor fue llevada a la casa cuna del DIF donde actualmente permanece y la señora fue obligada a acudir a terapia psicológica donde asegura haber cumplido con cada una de las citas.

Rosa Nohemí señaló que a pesar de haber acreditado ante el especialista no contar con ningún problema de salud mental, hasta el momento una trabajadora social del DIF de nombre Ashanti Montoya le impide tener contacto con su hija.      

Bottom Banner - Visita Galeria